¿Cuáles son las aplicaciones del aluminio estructural?

El aluminio estructural es una alternativa a las estructuras fabricadas con acero pero con la diferencia de que pueden construirse más rápido y con menor inversión. Muchas compañías están optando por el aluminio estructural como su elección para el armado de armazones y distintos marcos industriales, arquitectónicos, etcétera. Exploremos las distintas aplicaciones del aluminio estructural en diferentes industrias.

El aluminio estructural tiene diferentes aplicaciones en muchas industrias
El aluminio estructural tiene diferentes aplicaciones en muchas industrias

Estaciones de trabajo:

Utilizar perfiles extruídos para fabricar aluminio estructural en la manufactura de estaciones de trabajo se puede alinear perfectamente con el lean manufacturing si se buscan soluciones inteligentes con aluminio estrucural. Este metal permite configurar la manufactura lean personalizando los procedimientos de fabricación de las estaciones de trabajo.

Además de ser diseños ingeniosos, potencial izan las posibilidades de reconfiguración de los espacios, son durables y lucen bien en el espacio de trabajo.

Bases y soportes para maquinaria industrial:

El aluminio estructural es producido con distintas aleaciones que según su dureza, resistencia, etc, permiten su uso para sostener maquinaria pesada para distintas industrias. La creación de sistemas modulares es posible gracias a que los perfiles permiten fabricar secciones acoplables utilizando algunos elementos y accesorios para su conexión.

Las opciones de diseño en bases y soportes para maquinaria se vuelven infinitas gracias a las nobles cualidades del aluminio estructural. Este metal permite sustituir las tradicionales estructuras de acero soldadas y reduce el tiempo y así el costo de la fabricación. Además la flexibilidad aumenta pues los componentes pueden volverse reutilizables.

Aluminio estructural para la construcción

El aluminio industrial se ha convertido en un elemento indispensable de las construcciones moderna

El aluminio estructural es un deleite para los ingenieros y arquitectos, se ha convertido en el material de elección para la construcción, y no es raro pues posee fuerza, dureza, resistencia y es liviano. Además es muy estético y se ha utilizado con el propósito doble de soportar y decorar numerosas edificaciones modernas y tradicionales.

El aluminio estructural tiene diversas aplicaciones dentro del sector arquitectónico por la versatilidad de este metal. Puede hallarse aluminio en barandas (o barandilas), que aportan un elemento de distinción y modernidad a la vez de ser seguras y permitir añadir otros materiales al diseño, como paneles de vidrio u otros.

Los muros cortina o fachadas ligeras se fabrican generalmente con perfiles de aluminio y son estructuras auxiliares fijadas por encima al esqueleto resistente de los edificios de manera que “floten”, son livianas y aportan un toque de estética altamente apreciado en las construcciones modernas.

Las persianas mallorquinas de aluminio se han convertido en un elemento decorativo que aporta distinción a las edificaciones a bajo costo de mantenimiento, pues no necesitan pintarse y los tratamientos que se dan al aluminio aumentan su vida a la intemperie por años.

Las paredes de aluminio además de aislar el interior de cambios drásticos de clima, son fáciles de mantener y son altamente decorativas.

Cleanrooms y estructuras para usos médicos

La flexibilidad del aluminio estructural permite su uso en el sector de fabricación de paneles de recubrimiento para cuartos limpios (aislantes) que requieren cubrir estándares altos de higiene y condiciones sanitarias exigentes a la vez que resisten un tráfico alto de personas.

La estructura para estos cleanrooms y también para equipos médicos y montaje de los mismos fabricadas en aluminio hacen la producción eficiente y segura para el sector médico. Los sistemas modulares permiten el reusar estas estructuras reduciendo tiempo y costos.

Cerramientos para maquinarias y espacios de trabajo

Construir cerramientos dentro de espacios de trabajo utilizando aluminio estructural es más rápido y también es seguro. Las cualidades del aluminio como su fuerza y resistencia hacen posible realizar cerramientos en el interior de fábricas y talleres a costos más bajos que con otros materiales tradicionales y en menor tiempo.

Los espacios de trabajo construidos con aluminio estructural  resguardan la integridad física de las personas al aislar maquinarias industriales cumpliendo con estándares de seguridad.

Aluminio estructural para la industria aeroespacial

Con aluminio puede construirse prácticamente cualquier cosa. Desde andamios y escaleras fuertes y seguros para el trabajo en aviones y naves espaciales hasta los esqueletos internos de estos artefactos. Por razones obvias los estándares de seguridad para la elaboración de estructuras destinadas a la industria aeroespacial son muy altos, el aluminio cumple con ellos desde la creación del primer satélite espacial con este metal.

La industria aeroespacial y el aluminio estructural guardan una estrecha relación
La industria aeroespacial y el aluminio estructural guardan una estrecha relación

Aluminio estructural en la industria automotriz

La industria automovilística absorbe más de un cuarto de la producción mundial de aluminio. Se utiliza  entre otras cosas para la creación de estructuras internas y carrocerías. El primer auto fabricado con una estructura completamente de aluminio fue el Panhard Dyna en 1954, pesaba solamente 629 kilogramos y podía llevar a 6 personas.

El  Audi A8 y la Ford F-150 son dos claros ejemplos de aluminio esctructural aplicado en la insdustria automotriz.

Estas son sólo algunas aplicaciones del aluminio estructural en distintas industrias, en Elementos de Apoyo, contamos con un grupo de expertos que lo ayudarán a elegir la mejor opción para su proyecto de entre nuestros productos.